Marina Adams: Lazos Laborales

ACAMS Today  dialogó con Marina Adams, oficial de cumplimiento y vicepresidenta adjunta del Banco de la Reserva Federal de Nueva York, sobre el asesoramiento profesional y la igualdad en el lugar de trabajo. Adams ayudó a crear y desarrollar la función de cumplimiento de la Reserva Federal de Nueva York. Las responsabilidades de Adams incluyen el desarrollo e implementación de los programas de antilavado de dinero (ALD) y de cumplimiento de sanciones, privacidad de datos y la evaluación general de riesgos de cumplimiento para la Reserva Federal de Nueva York. Adams es oradora frecuente en las conferencias que organiza la Reserva Federal de Nueva York para los bancos centrales, además de otros lugares. Ha desarrollado una variedad de entrenamientos en vivo y en línea. Antes de trabajar en cumplimiento, Adams fue abogada y consejera para el Grupo Legal de la Reserva Federal de Nueva York, y oficial de ética adjunta. Adams proporcionó apoyo legal a las áreas de pago de la Reserva Federal de Nueva York y realizó trabajos transaccionales relacionados con cuentas en el extranjero y relaciones con agencias fiscales. También se desempeñó como vicepresidenta del Subcomité de Pagos, el Comité del Código Comercial Uniforme y la Sección de Derecho Comercial de la American Bar Association. Fue colaboradora frecuente de The Business Lawyer de la ABA. Adams es miembro de la Asociación Internacional de Profesionales de la Privacidad y está certificada como CIPP/US. Tiene licenciatura en Filosofía (cum laude) de la Universidad de Pennsylvania, y doctorado en derecho y maestría de la Universidad de Boston.

ACAMS Today: Este año el tema del Día Internacional de la Mujer es: “Piensa con igualdad, construye con inteligencia, innova para el cambio”. En un día normal, ¿qué significa para Ud. pensar en la igualdad, construir soluciones inteligentes e innovar en el cambio?

Marina Adams: Tengo más de 20 años de experiencia en la misma organización y superviso a las mujeres de mi equipo. La clave de la igualdad está en la igualdad de oportunidades. Es muy importante que las mujeres en las organizaciones tengan un defensor, incluso más que los hombres. Ese es el secreto para el éxito de los hombres en el lugar de trabajo; sin un mentor, es difícil navegar la política de la organización. Hace años, mi jefe vino a mi oficina y me dijo: “Vas a encontrar una red de trabajo de madres”. Le dije: “No, voy a encontrar una red de trabajo de padres y madres porque creo en la igualdad. No debería ser solo un asunto de mujeres”. Tanto hombres como mujeres deben participar en la creación de una estructura de apoyo interna. Hay desafíos a los que se enfrentan las mujeres en el lugar de trabajo, y necesitamos un foro para superarlos.

Las mujeres aportan mucha iniciativa e impulso al mundo laboral y están dispuestas a asumir la carga adicional. Estos estereotipos de género tienden a quemarse a sí mismos, en el sentido de que las mujeres son abejas trabajadoras y no quieren causar conflictos. Creo que la curva de aprendizaje que he visto para las mujeres trata de hacerlas presentarse a sí mismas de una manera muy particular porque hay mucho más escrutinio en el lugar de trabajo. Se perciben como demasiado minuciosas o demasiado agradables. Encontrar ese equilibrio, ser firme, pero no agresivo y firme en la importancia de construir alianzas. Creo que los hombres entienden la necesidad, y las mujeres a veces se encuentran mal informadas al ser promovidas solo por sus méritos. Se trata más bien de presentar y formar alianzas en toda la organización. Todas esto es muy importante para las mujeres en el lugar de trabajo.

AT: Como oficial de cumplimiento, abogada y educadora, ¿cómo se transforman los desafíos en oportunidades para trascender las fronteras?

MA: Creo que el cumplimiento es un campo estupendo para las mujeres porque es un campo muy abierto en este momento. Hay muchas oportunidades y cada vez que se tiene un campo en crecimiento, se presentan oportunidades para diferentes entradas. El campo de cumplimiento tiene una variedad de diferentes habilidades a utilizar, desde analíticas y persuasivas hasta técnicas. En términos de lo que he visto a lo largo de los años, veo a muchas mujeres jóvenes que vienen que son más inteligentes y ambiciosas. Además, cuando empiezas en tu carrera, tiendes a ser más optimista. Sin embargo, eres más idealista cuando eres joven y no eres consciente de lo que sucede entre bastidores de una organización. Cuanto antes percibas y descubras cómo ser estratégico, más importante será para el éxito futuro de tu carrera. Necesitas tener sustancia, pero eso solo puede llevarte hasta cierto punto. Hay que entender quiénes son los que hay que persuadir y quiénes son las personas influyentes dentro de la cultura de la organización. Los hombres tienen una larga historia, que es un estereotipo, los hombres salen a jugar al golf juntos para construir esas relaciones. Creo que las mujeres están empezando a entender esos elementos, pero necesitan hacer más para tener éxito.

AT: Desde el profesional de cumplimiento hasta el CEO, todos tenemos la responsabilidad de ser proactivos. ¿Cómo pueden las mujeres utilizar su papel actual para impulsar un cambio positivo?

MA: Comience con su gerencia pero busque oportunidades como redes de recursos que promuevan el desarrollo profesional dentro de la organización. Busque oportunidades para observar a los líderes de alto nivel en acción, solicite sus comentarios y pida que los asuman como su mentor. No sea tímido porque es halagador que se le pida consejo a una persona mayor. Las personas que veo que tienen éxito en las organizaciones son las personas que abogan por sí mismas. Abogar y fomentar las relaciones personales con las personas que están en el poder. Usted no puede confiar solo en el calibre de su trabajo. Miramos a las mujeres exitosas en una organización y hay mujeres en organizaciones cuyo trabajo es irreprochable, pero eso no significa que tengan éxito en su carrera.

AT: ¿Cuáles son sus consejos para las mujeres que quieren entrar en el campo del cumplimiento y por dónde deberían empezar?

MA: El desafío del cumplimiento en particular es que existe un poco de temor al cumplimiento dentro de la organización, al igual que existe temor a los auditores, abogados y recursos humanos, porque es una función de control. El desafío para hombres y mujeres que trabajan en cumplimiento es establecer relaciones. Hay que emitir resultados, observaciones y proporcionar directrices a las áreas de negocio que deben tomar e implementar. Va a resultar mucho mejor si tienes una relación establecida con esa área de negocio y con las personas con las que tienes que trabajar. Como oficial de cumplimiento, uno debe ser capaz de explicar su razón de ser: vender la necesidad de cumplimiento. Necesitas que la gente te escuche en primer lugar, no que te tema. Por lo tanto, necesitas buen entendimiento de su negocio y necesitas buena relación con ellos para que te escuchen.

AT: Usted ha trabajado en diferentes puestos dentro del Banco de la Reserva Federal de Nueva York, ¿podría compartir el camino para convertirse en vicepresidenta adjunta?

MA: Empecé en el área legal y pasé los primeros nueve años como asesora legal interna. Luego creamos la función de cumplimiento porque no somos una institución regulada. Somos parte del Sistema de la Reserva Federal y no estamos sujetos a la Ley del Patriótica de los EE.UU. No estamos obligados a tener un programa de cumplimiento, el nuestro es uno que se inició para las buenas prácticas. Después del 11 de septiembre, recibimos muchas solicitudes de citaciones para obtener información porque gran parte de los fondos para el 11 de septiembre se hicieron a través de Fedwire, que es el sistema que operamos. Los terroristas estaban utilizando cuentas bancarias para procesar los pagos y transferir dinero, por lo que recibimos notas de citación en relación con la investigación. A pesar de que no se nos exigió tener un programa de cumplimiento porque facilitamos los pagos, no queremos ser utilizados involuntariamente por terroristas o lavadores de dinero. En 2005 se estableció una función de cumplimiento. Después de ejercer el derecho durante 10 años, establecí un nuevo programa; yo era una de las tres personas originales en el departamento. Empezamos con un programa de antilavado de dinero y lo construimos. Hoy en día, soy el oficial de privacidad del banco y de la evaluación de riesgos de cumplimiento. Al principio, uno hace todo, pero yo traté de especializarme para que más gente pudiera hacer más. Lentamente, pero con seguridad, tenemos más gente. Es emocionante porque es una práctica de cumplimiento muy diversa.

AT: Con más de 70.000 miembros de ACAMS luchando contra el delito financiero en todo el mundo, ¿cómo puede la comunidad de ACAMS mejorar el empoderamiento de las mujeres?

MA: El hecho de que ACAMS sea una comunidad y proporcione a las mujeres la oportunidad de establecer contactos es algo poderoso. Sería estupendo si también pudiera considerar hacer un taller de desarrollo profesional o de trabajo en red. Todo el mundo está en un modo constante de trabajo en red. Es el modo en el que corre el mundo. El cumplimiento es un entorno en el que la gente no tiende a permanecer demasiado tiempo. Tiende a haber mucho movimiento, y para que ese movimiento suceda, se necesita que las personas estén bien posicionadas. He conocido a muchas mujeres exitosas con experiencia en consultoría, que se encuentran en la mitad o al final de su carrera y que tienen que esforzarse mucho más. Tienen grandes habilidades en términos de construir clientela, desarrollo de negocios y presentaciones a la alta gerencia. Como profesional del cumplimiento, ¿cómo se prepara para la alta gerencia? ¿Cómo vende eficazmente las necesidades de recursos de cumplimiento a la alta dirección? ¿Qué les resulta convincente a ellos? ¿Cómo los convences de que necesitan cinco personas más? Es importante que uno tenga el tono correcto desde el principio para que las iniciativas de cumplimiento sean aprobadas en cualquier organización. Para lograrlo, se necesita el apoyo de la alta dirección, pero hay que vendérselo a ellos.

AT: ¿Qué actividades le gustan fuera de la oficina?

MA: ¡Me encanta viajar! Tengo dos hijos que me mantienen ocupada y la música solía ser parte de mi vida. Ocasionalmente tenemos conciertos en el banco. Tienen músicos y yo canto, es divertido.

Entrevistada por: Stella Miranda, editorial assistant, ACAMS, Miami, FL, USA smiranda@acams.org

Leave a Reply